Hamaca ¿Imprescindible?

Después de una semana pasada agotadora y con un ojo hecho polvo, porque durante el finde me hice un abrasamiento corneal, lo que viene siendo que me cayó quita-grasas en un ojo y terminamos a media noche en urgencias. Comenzamos nueva semana, sin las pilas cargadas pero con un deseo enorme de que sea un poquito mejor que la anterior.

Y como le he cogido el gusto a esto de los imprescindibles, hoy os traigo uno que para mí ha sido una salvacion en muuuuuchhaaaasssss ocasiones: la hamaca.

La verdad que me la regalaron y la tuve guardada durante los primeros meses porque no la veía para tan chiquitito, de hecho una vez de muy chiquitin lo puse y vomito y pense “madre mía, esto no le gusta, se marea” así que la guarde y un poquito más adelante la volví a sacar no muy convencida debido a la primera experiencia. Y oye se convirtió en un imprescindible. Es el principal recurso que utilizó para mantenerlo tranquilo, antes me la llevaba a donde yo estuviera y se entretenía viendo lo que hacía, más adelante me sirvió para darle de comer (como ya os comente en otros post, no utilizaba trona), en la actualidad la utilizamos básicamente para ver dibus por las mañanas mientras mami se arregla y organiza todo. Vamos, que se ha pegado largos ratos en la bendita hamaca.

La mía es la de BabyBjorn:

image

La verdad que cuando la vi no me parecía muy infantil, pero ahora me encanta. Tiene varias posiciones. Se balancea de forma natural con el movimiento del bebé. Se pliega genial. Se lava todo (a la lavadora y punto) y aún estando con manchas de terror en un tejido tan claro se queda como nueva. Se adapta al niño que da gusto. Va desde el nacimiento hasta los 2 años.

Ademas puedes comprar una funda para tener de quita y pon para cuando la laves o un juguete para acoplarlo y que juegue el bebe.

La recomiendo 100%.

Para vosotros, ¿también es imprescindible ?

Anuncios

19 comentarios sobre “Hamaca ¿Imprescindible?

  1. Estoy contigo totalmente! Mi hija es nervio puro y a veces no sabía ni donde tenerla! También nos la regalaron y es una maravilla! Hasta quiere tomarse el bibe en ella! Ah! Espero que te recuperes pronto del ojo. Un abrazo

    Me gusta

  2. Hola, Bea, espero que lo del ojo vaya mejor… también es mala suerte que te cayera quitagrasas. Para mí la hamaca también ha sido un imprescindible, aunque los he tenido más en brazos que en ella, pero algún ratito suelto sí que los he puesto en ella. La mía no era tan moderna como la tuya, pero sin duda la recomiendo 😉

    Le gusta a 1 persona

  3. Pues si te digo la verdad…la mía está impecable, casi con precintos y todo. Me la regalaron, una de Jané chulisima, pero es que el jodio nunca la quiso, para el la hamaca es como para otros la cuna, que tenia pinchos. Así que este, manta y al suelo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s